Litio: estiman que para el 2023 Catamarca sea la segunda productora

Salta encabezaría el ranking con una producción del 38% mientras que Catamarca, con un 34%.
litio

El sitio especializado en minería, MinningPress publicó un artículo en el cual destacan el atractivo inversor del litio en el noroeste argentino y que en Jujuy y Catamarca ya se invirtieron US$ 1.000 millones en proyectos.

La publicación explica que instalar una planta con capacidad para producir 20.000 toneladas al año en la Puna requiere de US$400 millones, 250 puestos de trabajos directos y más de mil indirectos. El litio es indispensable para las baterías de celulares, tabletas, computadoras portátiles y autos eléctricos. La demanda de estos vehículos en pocos años obligará a un salto en la producción.

“El crecimiento del litio genera una enorme cantidad de empleos ya que las empresas tienen en un 90% mano de obra local”, asegura Mariano Lamothe, subsecretario de Desarrollo Minero. También destaca la calidad de los salarios. Según la Secretaría de Empleo, el año pasado en la actividad minera no tradicional el ingreso promedio mensual fue de $102.953.

En 2018, la Argentina fue el destino principal de las inversiones de litio en todo el mundo, delante de Australia y Estados Unidos. Actores del sector privado y del público coinciden en que se debe a las diferencias que existen en los códigos mineros entre los países del llamado Triángulo del Litio. En Bolivia los yacimientos mineros están nacionalizados y en Chile el Estado concentra la producción.

Así las cosas, menciona que la secretaría de Minería de la Nación prevé para el 2023 la capacidad máxima de producción por provincia: primera Salta, con 38% (110.000 toneladas al año); segunda Catamarca, con 34% (100.000) y tercera Jujuy, con 28% (80.000).

En este orden, explica que si bien ha crecido, el litio aún es un mercado chico. Pero la tonelada de litio pasó de costar US$ 4.000 a 14.000 en cuatro años por el desequilibrio que habrá en un futuro cercano, cuando la oferta se vea superada por la demanda.

Provincial

El sitio especializado detalla los proyectos en territorio catamarqueño. La mina Fénix es el único que está en estado de producción. La concesionaria del salar es Livent, de la norteamericana FMC Lithium, que históricamente producía cerca de 15.000 toneladas anuales. Luego de que terminara los trabajos de ampliación el año pasado, alcanzó las 21.500.

El nuevo objetivo, según comentan en la Secretaría de Minería provincial, es ampliar la capacidad a 40.000. Para lograrlo, Livent invertirá US$ 300 millones.

Los demás proyectos catamarqueños, Tres Quebradas y Sal de Vida, se encuentran en estudio de factibilidad y serán explotados por las firmas Liex y Galaxy, respectivamente.

Cuando comiencen a producir en 2025, Catamarca habrá alcanzado una capacidad superior a las 100.000 toneladas. Para ello deberán invertir alrededor de 500 millones en cada uno.

 El Esquíu

Te puede interesar