Colapso de dique minero pudo ser ocasionado por problemas de drenaje

Brasil. La represa que reventó en Brumadinho, Minas Gerais, tenía problemas de drenaje, según un certificado de estabilidad que fue presentado a la compañía Vale, a quien la justicia obligó a suspender sus actividades en una de sus minas principales.
vale-un-gigante-marcado-por-catastrofes
vale-un-gigante-marcado-por-catastrofes

Varios medios brasileños publicaron extractos del certificado de estabilidad redactado en septiembre pasado por la empresa alemana TÜV SÜD.

El documento muestra, con el apoyo de varias fotos, que varios tubos de drenaje del dique de residuos mineros estaban parcialmente dañados y algunos "obstruidos por la vegetación".

La estabilidad de la represa fue sin embargo certificada, pese a que el informe de TÜV SÜD contenía una lista de recomendaciones que Valedebería haber seguido.
La minera brasileña alegó que había seguido todas las recomendaciones que eran "rutinarias" en este tipo de informes.

Las acciones legales
El Tribunal Superior de Justicia brasileño ordenó la liberación de los dos ingenieros de la compañía alemana, así como de los tres empleados de Valeque fueron arrestados el 29 de enero.

El Tribunal explicó que esas cinco personas "ya prestaron declaraciones" y que "no hay fundamentos" para sus detenciones, pese a la "gravedad de lo ocurrido y la conmoción social causada por la tragedia" de Brumadinho. En tanto, otro tribunal brasileño determinó que Vale no puede almacenar más residuos mineros en algunos de sus depósitos.

La decisión implicó también el cierre provisional de la mayor mina de la compañía en el estado de Minas Gerais, la de Brucutu, cuya producción anual se estima en 30 millones de toneladas de hierro, un 7.5 % de la producción prevista para 2019.

Vale afirmó en un comunicado que "todos los diques están debidamente licenciados y poseen sus respectivos certificados de estabilidad vigentes", y anunció que apelará la medida, considerando que "no existe fundamento técnico (...) que justifique la decisión de suspender la operación de cualquiera de esos diques".

El costo bursátil y de vidas
La tragedia dejó 142 muertos y 194 desaparecidos, según el último balance provisional divulgado por la Defensa Civil, que junto a los bomberos siguen trabajando en las difíciles tareas de búsqueda de los cuerpos entre una marea de lodo cada vez más dura e inaccesible.

La alcaldía de Pará de Minas, a unos 40 kilómetros de Brumadinho, declaró el estado de emergencia debido a la "contaminación" del río que es la principal fuente de captación de agua de esta ciudad de 100 mil habitantes.

La acciones bursátiles de Vale, que se hundieron alrededor del 25 % en la Bolsa de São Paulo al día siguiente de la tragedia, se han recuperado un 8 % cuando anunció un plan de desmantelamiento de diez represas similares al de Brumadinho, que le llevaría a reducir su producción de mineral de hierro en un 10 %.

Pero el lunes cedió un 3.39 %, afectada por la decisión judicial, los títulos del principal productor mundial de hierro cerraron con una ligera contracción del 0.09 %. (Plano Informativo)