SQM anticipa que presentará plan de inversiones “muy agresivo” para 2019

Un plan de inversiones “muy agresivo” es el que presentará la administración de SQM, que lidera su gerente general, Patricio de Solminihac, al directorio en los próximos días.
Patricio-de-Solminihac SQOM Chile

Así lo anticipó el propio ejecutivo, quien enumeró algunos de los proyectos en que se trabajará, todos ellos relacionados con el litio. “Estamos puliendo el plan de inversiones para 2019, pero va a ser muy agresivo. Para el desarrollo del litio en Antofagasta se van a requerir u$s525M que tenemos en una primera etapa ya realizada, que significó casi u$s85M que nos llevó a 70 mil toneladas de capacidad. Al 2020, esperamos llegar a las 180 mil toneladas de capacidad”, dijo.

Asimismo, frente a los problemas de producción generados en la expansión de una de sus plantas, reiteró que se operará con normalidad en el primer trimestre de 2019.

“Este fue un proyecto tremendamente rápido que diseñamos, no solo en base al tiempo sino que también de un nivel de inversión muy optimizado de u$s 4 mil por tonelada de capacidad instalada y, además, interviniendo una planta en operación. Sabíamos que era difícil y durante la puesta en marcha nos topamos con cosas que fueron un poco más allá de las que esperábamos, pero claramente en vías de solución.

Esperamos que el 2019 no tengamos ningún efecto de este tipo y esté todo totalmente solucionado”, manifestó.

Cuenca del salar

Además, de Solminihac emitió su primer pronunciamiento frente a las solicitudes que mineras como Escondida, de BHP y Zaldívar, de Antofagasta Minerals, el brazo minero del grupo Luksic, están realizando para extender sus permisos de extracción de agua en la cuenca del salar de Atacama, El ejecutivo de la minera, que también opera en esa zona, señaló que la institucionalidad debe seguir funcionando y que se debe priorizar la sustentabilidad del lugar.

“Tenemos una institucionalidad que funciona y tiene que seguir funcionando y claramente preocuparse que se den (los permisos) dentro de lo que la cuenca puede efectivamente otorgar y ser sustentable”, dijo de Solminihac.

Esto, luego que Escondida y Zaldívar solicitaran la extensión de la operación de extracción de aguas subterráneas. La primera, por 11 años, en vista de que su actual permiso caduca en 2019, pero pidiendo una tasa de extracción equivalente al 46% de lo que posee actualmente y que implica 640 litros por segundo (l/s) y la segunda, por 212,75 l/s promedio anual a partir de mediados de 2025 hasta el 2029, para luego disminuirla a 30 l/s entre el 2029 y el 2031, lapso en el que desarrollará su plan de cierre de la faena si su petición logra la luz verde.

Pulso, Chile.