Guerra comercial: cómo afecta a Argentina que Trump le cobre aranceles al acero a Europa, México y Canadá

“Argentina es uno de los cuatro países que logró ser exceptuada del pago de aranceles”, festejaron hoy, formalmente, en el Ministerio de Industria que conduce Francisco Cabrera, desde donde se hicieron las negociaciones con EEUU, junto a Cancillería.
trump macri en caracas
trump macri en caracas

“Nuestro país podrá exportar sin aranceles una cantidad equivalente al volumen habitual de exportaciones de estos productos hacia Estados Unidos. El 100% del promedio del aluminio y el 135% del promedio del acero exportado en los últimos tres años hacia ese país ingresarán sin aranceles”, detallaron.

“Se confirma la excepción a la Argentina a los aranceles al acero y el aluminio. La relación con EEUU es excelente. Continuamos apostando por fortalecer el crecimiento del multilateralismo, y seguimos atentamente cómo evoluciona la situación comercial global en el marco de una estrategia de inserción inteligente al mundo”, le dice a Infobae desde París Shunko Rojas, subsecretario de Comercio Internacional.

Rojas viajó a Francia junto a Miguel Braun, secretario de Comercio, para participar de la reunión de la OCDE (donde se confirmó hoy que no aceptaron analizar por el momento el caso argentino) y también encuentros del G-20, la OMC y bilaterales.

Claro, el tema del acero parece quedar “chico” frente a una andanada de represalias cruzadas que podría terminar con cierres de fronteras para muchos otros productos, sobre todo entre la Unión Europea, China, Japón y Estados Unidos.

Rojas: La relación con EEUU es excelente. Continuamos apostando por fortalecer el crecimiento del multilateralismo

¿Puede Argentina beneficiarse de esta situación? Eventualmente, pero “esta falta de entendimiento afecta al consenso general. Es una dinámica en la que nadie se pone de acuerdo con nadie”, asegura otra fuente oficial.

Es que si bien pueden abrirse ahora oportunidades para exportar algún producto determinado, todos prefieren un merado global más estable y con las reglas claras. Si las potencias se cierran y hay represalías, el país podría vender más vinos a China, por ejemplo. “Pero no es algo automático y también China le podría comprar a otro país. O puede pasar que la guerra no sea tal y se pongan de acuerdo, con compras mutuas exclusivas, y quedemos afuera. Pero por el tenor, esto tiene más aspecto de una guerra comercial en puerta que de otra cosa”, asegura la fuente.

“Esperamos que las negociaciones continúen, tanto con Canadá y México por una parte, y con la Comisión Europea por otra, porque hay otros asuntos que también necesitamos resolver”, dijo hoy el secretario de Comercio, Wilbur Ross, en la conferencia telefónica donde anunció las novedades. Habrá que esperar para ver en que términos esos países, que manifestaron un inmediato rechazo a la decisión de Trump, tienen intenciones de negociar con EEUU.

Te puede interesar