MARIO HERNANDEZ, DE LA SATISFACCION DEL PRIMER DORÉ A LA DEFINITIVA PUESTA EN MARCHA DE CERRO MORO

En un detallado comunicado enviado a la prensa, la compañía canadiense Yamana Gold mencionaba alentadores detalles al referirse a ese especial momento que constituye el límite entre un proyecto minero y una mina hecha y derecha, en condiciones de producir.
cerro moro

Entre los detalles del comunicado Yamana explicaba entre otras cosas que:

“…La reserva en Cerro Moro ha seguido aumentando desde fines de 2017 y hasta el primer trimestre de 2018. Al 6 de mayo de 2018, la reserva se estimó en 42.300 toneladas a 21,5 gramos por tonelada de oro y 995  gramos por tonelada  de plata, brindando mayor flexibilidad al plan de la mina para 2018…”.

“…La operación ha alcanzado las seis semanas planificadas de mineral almacenado, antes de lo programado, que originalmente era el final de este trimestre, y las leyes son más altas de lo planeado…”.

“…En tanto la aceleración de la producción de Cerro Moro continúa su seguimiento según el plan con la producción comercial prevista para el segundo trimestre de 2018…”.

Fue en ese contexto que colmado de alegría y satisfacción, el Vicepresidente y Director de Relaciones Comunitarias de Yamana Gold, Mario Hernández, se refirió en diálogo con distintos medios de Puerto Deseado, localidad donde el proyecto minero tiene su base de operaciones, al logro de haberse finalizado las primeras pruebas en la flamante planta de Cerro Moro con la obtención del tan preciado primer doré “Es una gran noticia para nosotros, para Puerto Deseado y sobre todo para los trabajadores que nos acompañaron durante tanto tiempo hasta llegar a esto” comenzó explicando.

Posteriormente Hernández rememoró brevemente sobre los orígenes del proyecto que el pasado 15 de mayo lograra su primera colada de material y sobre ello explicó “Desde la prospección de Cerro Moro realizada en aquél entonces por Extorre hasta llegar a la exploración, para posteriormente comenzar con la perforación es normal que todo ese proceso pueda llevar un  tiempo entre diez y veinte años.  Una vez que uno tiene vistos los cuerpos mineralizados, después debe factibilizarlos, y es volver a hacer un trabajo más intenso. La verdad no es fácil, los yacimientos baciformes como Cerro Moro tienen esa condición especial, que hay que hacer varias perforaciones para asegurar que el mineral está ahí, es un trabajo y una inversión muy fuerte, no obstante  estamos dentro de los tiempos normales, las etapas para llegar a la producción son extensas y conllevan mucho tiempo y mucha inversión pero  lo importante es que hemos comenzado con las pruebas de la planta y se ha llegado al primer doré.

Y sobre ese detalle, el tan mentado doré el referente de Yamana Gold consideró oportuno declarar que “Si bien es una cuestión técnica, vale la pena mencionarlo, la barra de metal doré que produjimos está compuesta por mayor parte de plata y muy poquito oro. Cerro Moro tiene una gran cantidad de plata, volumétricamente la plata es más importante a mayor cantidad, no obstante a ello también contiene oro, es una gran felicidad para nosotros haber logrado esto”.

Respecto de la inauguración formal de Cerro Moro, teniendo en cuenta este hito logrado días atrás Hernández sostuvo que “Estamos en el proceso de arranque de la producción, todo el proceso de pruebas que hay que hacer y enfocados en la producción para alimentar con mineral de mejor ley y demás. Este es también un largo proceso y justamente el estándar nuestra compañía  es que cuando se alcanza la producción comercial, recién ahí se hace la inauguración formal” y se explayó sobre lo previamente mencionado señalando que “La producción comercial se consigue cuando se llega el setenta por ciento de la producción planificada. Con esto quiero decir que  queda todavía un tiempo del periodo de prueba. No obstante quiero destacar y resaltar el trabajo de todo el equipo que compone Cerro Moro porque gracias a su esfuerzo el molino funcionó y está en marcha. Ahora hay continuar trabajando en busca de una mejor recuperación, es decir, no es que uno manda mineral e inmediatamente recupera el cien por ciento, hay que trabajar en eso, en que el proceso mejore en términos de  eficiencia, pero evidentemente la parte más importante que es la primer colada, es la noticia del día” sostuvo felizmente Mario Hernández.

En cuanto a las expectativas de producción previstas por Yamana Gold, Hernández explicó que “La compañía tiene previsto para este 2018 producir unas 85.000 mil onzas de oro y 3.750.000 millones de onzas de plata. Para nosotros el 2018 es un año que representa un gran desafío, esperamos producir bastante”.

Finalmente el referente de la operadora canadiense explicó los planes respecto de la logística para la exportación del mineral una vez que, claro está, la mina esté en pleno funcionamiento “La logística de nuestra producción será aérea, nosotros no hemos abandonado la iniciativa de reactivar el aeropuerto de Puerto Deseado y entendemos que el material debe salir desde la provincia,  para que la exportación salga de Santa Cruz, esto constituye también un enorme desafío. Sin desatender también las enormes posibilidades que implica un puerto con las características del puerto de Deseado. Considero que  para que el puerto sea verdaderamente una herramienta de desarrollo, no solamente para la logística de producción sino también para el intercambio comercial. Creo que es parte del gran desafío para que haya un mercado diferente y otros niveles de consumo y tiene que ver con que eso genere un gran mecanismo de competitividad, nos debemos en el sector minero trabajar mirando a los puertos de otra manera” puntualizó.

Agencia de Noticias Mineras

Te puede interesar