Bolivia podría albergar hasta el 70% de las reservas mundiales de litio

Bolivia quiere ser la Arabia Saudí del litio y avisa: “Vamos a poner el precio a todo el mundo”
boliviaevo-300x164

Bolivia aspira a establecer en el mercado mundial el precio del litio, mineral demandado en numerosas aplicaciones tecnológicas y del que se estima que posee las mayores reservas del planeta, aunque tiene pendiente el reto de su explotación industrial. Bolivia y su Gobierno podrían intentar influir en los precios de este mineral en el futuro aprovechando sus vastas reservas, aún sin explotar.

“Si tenemos industrias de litio, de acá a poco tiempo Bolivia va a poner el precio para todo el mundo”, aseveró hoy el presidente del país, Evo Morales, en una visita al salar de Uyuni (es el mayor desierto de sal continuo y alto del mundo), que se estima que alberga hasta el 70% de la reserva mundial de este mineral.

El litio puede superar los 7.000 dólares por tonelada en el mercado internacional. Morales aseguró a los medios que la reserva de Uyuni “es la más grande todo el mundo” y “está muy avanzado” el proceso para adjudicar una planta de producción, para la que existen “muchas propuestas de China, Rusia, Europa, Estados Unidos”.

Reservas para cincuenta años

“Decidiremos qué país o qué empresa” es adjudicataria, comentó tras advertir de que “mercados no faltan” y se estiman reservas para unos cincuenta años, pero antes es necesario dar el paso a la producción industrial.

El Gobierno boliviano contrató en 2015 a la empresa alemana K-UTEC AG Salt Technologies el diseño de una planta industrial de litio, que prevé adjudicar “de manera democrática” bajo criterios técnicos y jurídicos, en palabras del presidente.

Mientras tanto, ha puesto en marcha una planta piloto, que espera alcanzar este año las 3.000 toneladas

Te puede interesar